POLTERGEIST: JUEGOS DIABOLICOS‏

Poltergeist_1Sht_A_SPEste viernes 26 de junio estrenaremos la película POLTERGEIST: JUEGOS DIABOLICOS protagonizada por Sam Rockwell.

Remake de la conocida pelicula de los 80’s considerada como una de las mas malditas de la historia.

Fox 2000 Pictures y Metro-Goldwyn-Mayer Pictures presentan POLTERGEIST, JUEGOS DIABÓLICOS del legendario realizador Sam Raimi (“Spider-Man”, “Evil Dead”, “The Grudge”) y el director Gil Kenan (“Monster House”). La película es la versión contemporánea del clásico de 1982, acerca de una familia cuya casa en los suburbios está embrujada por fuerzas malignas. Cuando apariciones aterradoras incrementan sus ataques y mantienen secuestrada a la hija más pequeña, la familia deberá unirse para rescatarla antes de que desaparezca para siempre.

Kenan dirige a partir de un guión del escritor ganador del Premio Pulitzer David Lindsay-Abaire. Además de Raimi, los productores son Rob Tapert, p.g.a. (“Evil Dead”) y Roy Lee, p.g.a. (“The Departed”). Los productores ejecutivos del filme son J.R. Young (“The Grudge 3”), Audrey Chon (“Changeling”), John Powers Middleton (“The LEGO® Movie”), y Becki Cross Trujillo (“Snitch”).

POLTERGEIST, JUEGOS DIABÓLICOS es protagonizada por Sam Rockwell (“Moon”), Rosemarie DeWitt (“Rachel Getting Married”), Jared Harris (“Mad Men”) y Jane Adams (“Eternal Sunshine of the Spotless Mind”).

Rockwell y DeWitt interpretan a los padres de los suburbios Eric y Amy Bowen, Harris interpreta a Carrigan Burke, un experto en actividad paranormal, convertido en personalidad de realities, y Adams interpreta a una profesora de piscología paranormal.

El reparto también incluye a los talentosos actores nuevos Saxon Sharbino, Kyle Catlett y Kennedi Clements, quienes interpretan a los hijos Bowen, Kendra, Griffin y Madison, respectivamente.

Los equipos de diseño y producción del filme incluyen al director de fotografía Javier Aguirresarobe, ASC (“The Others”), a la diseñadora de producción Kalina Ivanov (“Little Miss Sunshine”), a los editores Jeff Betancourt (“The Exorcism of Emily Rose”) y Bob Murawski, ACE (“Spider-Man”), a la diseñadora de vestuario Delphine White (“Scanners”) y al compositor Marc Streitenfeld (“Prometheus”).

POLTERGEIST, JUEGOS DIABÓLICOS se da a la tarea de actualizar una marca icónica, para contar la historia clásica de la casa embrujada, que apela a nuestros miedos más profundos. Presenta a una familia como la nuestra, un hogar como el nuestro —pero uno que se encuentra atrapado dentro de una trampa sobrenatural.

La película fue rodada en 3D original, lo que ayuda a intensificar los sustos que presenta, así como las emociones generadas por el suspenso, que te tiene a la orilla del asiento.

POLTERGEIST, JUEGOS DIABÓLICOS se comenzó a gestar con un guión de David Lindsay-Abaire, ganador en el 2007 del Premio Pulitzer en Teatro por su obra “Rabbit Hole”. Lindsay-Abaire es conocido por crear personajes sumamente atractivos, a través de líneas narrativas sofisticadas y con muchas capas.

El director Gil Kenan recuerda, “Cuando leí el guión de David me di cuenta que había una manera de darle vida a la historia de POLTERGEIST, JUEGOS DIABÓLICOS, y a través de ella crear un relato moderno y aterrador de una familia estadounidense sitiada”.

El productor Sam Raimi indica que Kenan fue la elección ideal para llevar la historia a la pantalla. “Gil tiene mucha experiencia en la construcción del suspenso y los sustos, como lo hizo con [su exitosa película animada] ‘Monster House’. Esa película cuenta con escenas cargadas de suspenso —y después sorprendía a las audiencias con un

chiste inesperado. En ocasiones, Gil construía el suspenso, y después llegaba una pausa donde nada pasaba, y después te hacía pasar un gran susto.

“El arte de la construcción del suspenso se da en el ritmo y la entrega, y sacar ventaja de las expectativas del público”, continúa Raimi. “Gil se ha convertido en un maestro en eso, y me parece que POLTERGEIST, JUEGOS DIABÓLICOS va a inquietar mucho a las audiencias”.

UNA FAMILIA BAJO ASEDIO

Tanto POLTERGEIST, JUEGOS DIABÓLICOS, como la original de 1982, llevan a la audiencia por un viaje en montaña rusa, lleno de emociones y terror, con una historia acerca del secuestro de la hija menor de la familia por fuerzas sobrenaturales y cada vez más hostiles. Después, el resto del clan libra una batalla extenuante para recuperarla con bien.

Pero la nueva película actualiza la perspectiva, el lugar y los personajes de la historia.

A diferencia de la “Poltergeist” original, que se desarrollaba en una época de bonanza económica durante la década de los ochenta, este filme se sitúa en ese ideal norteamericano que se está deteriorando rápidamente, al que se le está privando de derechos, conocido como los suburbios. Una comunidad dilapidada, cortada con la misma tijera, de hogares de tres recámaras, jardines descuidados y cercas de tejido de alambre en un vecindario de Illinois, sirve de escenario para los protagonistas incautos, la familia Bowen. Le recuerda a las audiencias que la vida en los suburbios puede en ocasiones estar lejos del confort y la seguridad.

“A principios de la década de los ‘80, no había necesidad de cuestionarse una mudanza a los suburbios, pero ahora la vida contemporánea en los suburbios sirve como un complemento perfecto porque el encanto y el brillo de su superficie ya no existen”, comenta Kenan. “Nuestros personajes han intentado vivir la vida suburbana prototípica,

pero no han logrado darle al blanco y ahora están comenzando sobre cimientos inestables. Cuando a este ambiente le añades el drama central de un hechizo sobrenatural y el secuestro de un niño, estás preparado para lo imprevisto”.

El guión deja abierta a la interpretación el concepto de que los horrores a los que se enfrenta esta familia —que está siendo poseída por múltiples espíritus y la eventual abducción de su hija— quizás y no sólo se deba solamente a que su casa nueva descansa sobre un cementerio. Introduce la idea de que nuestra propia naturaleza inconexa y el desmoronamiento de la unidad familiar nos hace mucho más vulnerables a los deseos de lo sobrenatural.

Las raíces de Kenan cuando vivió en un enclave suburbano ubicado en el valle de San Fernando, en los Ángeles, generaron un vínculo personal con la nueva historia, que realza con su singular estilo de dirección, centrado en gente que es definida por sus alrededores.

“El reto”, comenta Kenan, “fue hacer que la audiencia se familiarizara con la casa, así como con nuestra familia”. Esto lo logra al llevarnos a través de un viaje que comienza con la primera muestra de lo que pronto será el nuevo hogar de los Bowen. Kenan nos lleva a través de la casa, cuarto por cuarto, inspeccionando cada clóset y grifo.

Son los niños los primeros en darse cuenta que hay algo raro con la casa, incluso antes de que los Bowen se hagan de ella. Griffin, el hijo de en medio, descubre a su hermana menor, Maddy, teniendo una conversación con “algo” invisible…en el que pronto será el clóset de su recámara. Para cuando la familia se muda a su nuevo hogar, el escenario está puesto para el descubrimiento de fuerzas sobrenaturales.

Hace sentido que Maddy y Griffin sean los primeros en experimentar estas fuerzas, comenta Raimi, porque los niños están por lo general “más abiertos a nuevas situaciones y a usar su imaginación. Así que era más factible que nuestros personajes infantiles percibieran estas entidades sobrenaturales que invaden su hogar. Los adultos no entran tan fácilmente en sintonía con nuevas ‘frecuencias’ como lo hacen los niños”.

ChatClick here to chat!+
Licencia de Creative Commons
KonFusionMusikal by Agencia de Soluciones is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.